16.1 C
Puebla
miércoles, septiembre 28, 2022
spot_img

Sin las corcholatas de AMLO, Nacho Mier fracasó en su destape

Nada de eso sucedió, pues ninguno de los tapados de AMLO se prestó para alzarle la mano a Mier Velazco ni se atrevieron a agraviar al gobernador Barbosa, quien ya ha hecho público el veto levantado sobre el coordinador de los diputados federales de Morena

Debes leer

Días antes al interior del bunker mierista juraban que las tres corcholatas de López Obrador, Claudia Sheinbaum, Marcelo Ebrard y Adán Augusto López, estarían presentes en el informe del fin de semana que marcaría el inicio de la precampaña de Moisés Ignacio

Historias de un joven reportero

Por: Gerardo Ruiz / @GerardoRuizInc

Otro destape, otro fracaso.

Publicidad

¿Qué puede sumar a un proyecto político personajes con el repudio más alto del país como Mario Delgado, Cuauhtémoc Blanco, César Yáñez, Gerardo “El Diputado Changoleón” Fernández Noroña o Sergio Gutiérrez Luna “Gutierritos”?

¿Alguien en su sano juicio puede basar su estructura territorial o electoral en verdaderos “inútiles y huevones”, como bien los describió el gobernador Miguel Barbosa, a Francisco Ramos, César Addi o Rodrigo Abdala?

Ver: Normalizado el combate a la corrupción en Puebla

¿Aún existe en Puebla aquellos que crean que Fernando Manzanilla, Enrique Doger o David Méndez tienen un alguna valía electoral o un grupo político que influya en las elecciones?

No hay peor ciego, que el que no quiere ver.

Lo que pintaba para ser el gran día de Ignacio Mier como el aspirante de Morena con más respaldo nacional para hacerse de la candidatura al gobierno de Puebla, resultó en un verdadero fiasco.

Mier Velazco terminó como inició esta semana: con las manos vacías.

Un giro de 360 grados.

De nada sirvió el despilfarro de dinero para su destape disfrazado de informe legislativo el pasado sábado ni los 4 mil acarreados ni las tortas ni los frutsis, pues Nacho Mier no salió con el brazo levantado ni nadie confirmó que ese brazo “es el brazo fuerte de la gente”.

Mas bien es un brazo sin músculo ni punch.

Un brazo que tira muchos jabs, pero que no logra conectar uno solo golpe a la quijada y que no tiene dinamita en el puño.

Y es que, Mier sigue sin confirmar aquellas especies que sus matraqueros y propagandistas no se han cansado de difundir para asegurar que el diputado federal es el tapado del presidente Andrés Manuel López Obrador para abanderar al Movimiento Regeneración Nacional en Puebla en el 2024.

Mentira tras mentira.

El encuentro en el Cholula Center fue un verdadero fracaso a pesar de contar con la estructura de la Delegación de la Secretaría del Bienestar en Puebla y de otros malquerientes de Miguel Barbosa.

Entre toda la pipitilla que se ha aliado a Ignacio Mier apenas lograron juntar a 4 mil despistados que desconocían a qué se debía su presencia en el recinto de la Recta a Cholula.

El vacío de la cúpula lopezobradorista fue aún más dolorosa que la falta de convocatoria del exlíder estatal del PRI.

Un vacío que fue aún más hiriente cuando ni el truhán Mario Delgado quiso destapar a su gallo en Puebla.

Ver: Los 300 mil pesos con los que García Viveros libró (por ahora) la cárcel

Días antes al interior del bunker mierista juraban que las tres corcholatas de López Obrador, Claudia Sheinbaum, Marcelo Ebrard y Adán Augusto López, estarían presentes en el informe del fin de semana que marcaría el inicio de la precampaña de Moisés Ignacio.

Nada de eso sucedió, pues ninguno de los tapados de AMLO se prestó para alzarle la mano a Mier Velazco ni se atrevieron a agraviar al gobernador Barbosa, quien ya ha hecho público el veto levantado sobre el coordinador de los diputados federales de Morena.

Sin las corcholatas de López Obrador, el destape de Nacho Mier, el quinto ya, fue otra vez inútil.

Nadie en el más alto escalón del lopezobradorismo está dispuesto a jugárselas por el nacido en Tecamachalco, quien ha dejado claro que no posee aquel puente dorado con Andrés Manuel ni el derecho de picaporte que tanto presume.

Es más, López Obrador no tuvo ni la cortesía de enviar en su representación a su esposa Beatriz Gutiérrez Müller, quien tiene cierto arraigo con Puebla, o a alguno de sus hijos, quienes son sus verdaderos personeros.

Nadie del primer círculo de AMLO estuvo en tierras poblanas el pasado sábado.

No se puede olvidar que en política la forma es el fondo.

Un nuevo destape, un nuevo fracaso, un nuevo vacío.

Y sí, sí hubo quinto malo.

Un fin de semana redondo para Lalo Rivera

Quien no pierde el ritmo es el alcalde Eduardo Rivera.

El edil capitalino tuvo otro gran fin de semana con tres actos que representan perfecto como en la Angelópolis es una realidad la corrección del rumbo.

La mañana del sábado, el presidente municipal entregó reconocimientos a más de dos mil elementos destacados de la Secretaría de Seguridad Ciudadana en el marco del Día del Policía.

Ya por la noche, Lalo Rivera y su Ayuntamiento logró congregar a 3 mil jóvenes, quienes vivieron una fiesta de cinco kilómetros que hizo brillar de principio a fin a los participantes en color neón. La Primera Carrera por la Juventud 2022, organizada por la Comuna poblana fue todo un éxito que permitió vivir un sábado por la noche distinto, sano y divertido.

Este domingo, el alcalde encabezó el iluminado de la Angelópolis con motivo de las fiestas patrias, que inició con el concierto del mariachi El Divo “Alma de Juárez”.

Ver: Al diablo con sus instituciones

Puebla capital recuperó su grandeza y su dignidad.

Rivera Pérez está capitalizando política y electoralmente todos los errores de Nacho Mier y del ahijado de Mario Marín, Alejandro Armenta, quienes juran que entre ellos dos saldrá el candidato de Morena en el 2024.

Lalo Rivera avanza con paso firme y se frota las manos para que Morena comenta la locura de postular a alguno de los dos Mier.

- Advertisement -
spot_img
spot_img

Últimas Noticias